LOS ESPIAS PILLARON AL GOBENADOR. SE LE METIERON HASTA LA COCINA.

Cuando al inicio de su todavía joven administración, el gobernador de Sinaloa, Rubén Rocha Moya anunció el desmantelamiento del entramado de espionaje que desde hace muchos años se ha venido practicando a través de la Dirección de Gobierno, quizá nunca imaginó que más temprano que tarde, él mismo sería víctima de ésta muy cuestionable práctica. Pero lo que es peor aún, el despacho del mandatario estatal y otras dependencias del ejecutivo, han sido víctimas del espionaje entro de la actual administración. Es decir que los micrófonos y otros aditamentos especiales que se utilizan para vigilar el quehacer de los funcionarios públicos fueron colocados en los plafones de los techos de las oficinas durante el pasado mes de diciembre, según o que reveló hoy el propio mandatario estatal durante su conferencia semanera. Desde luego el espionaje en sí debe ser rechazado enérgicamente como una práctica de gobierno, pero en éste caso lo delicado del asunto es la facilidad conque se vulnera la seguridad de las oficinas del propio titular de ejecutivo, quien al mismo tiempo acusa que la responsabilidad de la falla tan garrafal recae directamente en su equipo de seguridad que no fue capaz de evitar que el Gobierno del Estado está convertido en un gigantesco Big Brother. Desde luego que la ciudadanía espera que haya un castigo ejemplar para quien resulte responsable del espionaje que fué ventilado públicamente por el propio Gobernador Rubén Rocha Moya, ya que si ello le ocurre al que manda en Sinaloa, imagínese usted que le puede ocurrir a sus gobernados, quienes no in razón se sienten en total indefensión por la incapacidad gubernamental para prevenir actos de ésta naturaleza, pero bueno hay quien nos asegura que los responsables del espionaje en contra de Rocha y otros funcionarios cobran jugosos salarios y realizan grandes negocios al amparo del poder. Es decir, que son empelados del mismísimo gobierno estatal y de algunas administraciones municipales. Pero no lo quieren creer como diría el colega Lázaro Beltrán…….QUE NI SIQUIERA LE AVISARON.. Bueno y para seguir con el tema de la conferencia mañanera del gobernador Rubén Rocha Moya resulta que el mandatario estatal reprochó que un consejero de su partido haya venido a Sinaloa y a él ni siquiera le avisó, y que además haya gastado en un boleto de avión para apoyar a un partidocon el que no hay coalición formal. Desde luego que Rocha Moya se refería a la visita del fin de semana del consejero nacional de Morena, Emilio Ulloa Pérez, quien tuvo eventos en Culiacán y Mazatlán para apoyar al PASy a su líder moral, el actual secretario de Salud , Héctor Melesio Cuén Ojeda. Y la vedad sea dicha. Al mandatario estatal no le gustó ni tantito que hayan venido a Sinaloa sin tan siquiera tomarlo en cuenta, por lo que advirtió que hará un extrañamiento a la dirigencia nacional de Morena. Sin embargo, Rocha Moya refrendó que que Cuén Ojeda y el PAS no son sus enemigos, pero tampoco son sus aliados y no cogobierna con ellos, aún y cuando les cedió las secretarías de Salud y de Turismo. Así o más claro el diferendo entre el mandatrio estatal y su secretario de Salud. Y es que apenas hace unos días continuó la desbandada hacia el interior del Partido Sinaloense, el cual ya fue enviado hasta el tercer lugar como fuerza política en el Congreso del Estado. TRUENA LA UNIDAD EN LA BANCADA MORENISTA EN EL CAB ILDO DE GUASAVE. La destitución del regidor Julio Iván Villicaña como coordinador de la bancada morenista hacia el interior del Cabildo de Guasave ya se veía venir, pues el edil desde tiempo atrás venía negándose a atender a pie juntillas las instrucciones que recibía de parte de la líder moral del grupo la ex alcaldesa y ahora diputada local Aurelia Leal López. Pero la gota que derramó el vaso , fue el pasado plebiscito que se realizó para elegir a los síndicos y comisarios municipales, donde según los detractores de Villicaña éste le jugó las contras y desobedeció los lineamientos de su antigua jefa política para beneficiar a sus candidatos. Pero bueno, lo cierto es que aunque el nuevo coordinador de los regidores de Morena pretende matizar lo ocurrido argumentando que no hay ninguna división en la bancada de Morena, lo cierto es que mas temprano que tarde Villicaña buscará nuevos derroteros políticos. Al tiempo. Y hasta aquí por ahora. Gracias y hasta la próxima. Les recuerdo que también nos encuentra en el portal de asieslapolitica.com en La Revista Tres Nuevo Periodismo y en Facebook.