EL ALCALDE MARTIN AHUMADA ESTA SOLO. SUS FUNCIONARIOS Y ASESORES LOS RESPONSABLES DE SU FALLIDA GESTIÓN.

Lo ocurrido hoy durante la sesión de Cabildo confirmó lo que aquí en éste mismo espacio hemos venido señalando, es decir que la administración que encabeza el. Nativo de La Casa Blanca, no ha podido consolidarse como se esperaba por la nula operación política de sus funcionarios y asesores de primer nivel. Y es que el doctor Martín Ahumada Quintero tuvo que salir huyendo literalmente del auditorio, luego de que los trabajadores sindicalizados que lidera Alejandro Pimentel Medina lo encararan exigiéndole el pago de prestaciones atrasadas y que ha llevado a los obreros a un plantón de varios en la Presidencia Municipal. Y aunque en un principio la manifestación de los trabajadores transcurría en calma de pronto todo se salió de control y empezó el sipizape entre el alcalde y los trabajadores afiliados al Stasag. Los ánimos subieron de tono a tal grado que el alcalde trató de abandonar el recinto por la parte de atrás. Sin embargo, algunos trabajadores se percataron de ello e impidieron que el alcalde pudiera retirarse del lugar. Para ello bloquearon la camioneta del doctor, exigiéndole dialogar con ellos y darle una solución inmediata a sus demandas. Sin embargo los ánimos se caldearon aún mas cuando el alcalde les dijo que sería hasta el miércoles de la semana próxima cuando se reuniría con ellos. Para esas alturas del diferendo entre la autoridad municipal y sus trabajadores, el alcalde de plano optó por la graciosa huida. Para ello abordó la camioneta en la que ya se retiraba el Regidor del PRI Tony Quiñonez quien en un intento por rescatar de la vorágine a su jefe politico estuvo a punto de atropellar a los manifestantes, lo que detonó de plano un conflicto aún mayor, pues los trabajadores endurecieron aún mas sus egigencias de solución a sus problemas. DE PENA AJENA. Lo ocurrido ayer de verdad es que da pena ajena ya que éste nuevo conflicto viene a desnudar la falta de oficio político de la gente del primer círculo que rodea al alcalde Martín Ahumada Quintero. Y es que no basta que el Presidente Municipal goce del reconocimiento ciudadano como un extraordinario profesional de la medicina. En política se necesita mucho más que eso. Y la tarea de lograr la armonía y concordia entre los ciudadanos es responsabilidad de los funcionarios que comparten con el alcalde la alta responsabilidad de gobernar el municipio. Lamentablenente en el caso que nos ocupa tal pareciera que sus funcionarios están más empleados en crearle problemas. Y hasta aquí por ahora y recuerden que también nos encuentra en el portal de asieslapolitica.com en La Revista Tres Nuevo Periodismo y en Facebook.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s